hover animation preload

Noveno día: La primera iniciativa del joven Jesús
por Madres Mónicas del Perú en ,

MOTIVACIÓN DE TODO ESTE DÍA: OBEDIENCIA E INICIATIVA

1.- ENTRADA
Se inicia con un canto de Navidad.

2.- ORACIÓN INICIAL
Se hace la oración inicial como en el primer día o alguna apropiada.

3.- LECTURA BÍBLICA Lc 2, 41-52
Los padres de Jesús iban todos los años a Jerusalén para la fiesta de la pascua y cuando cumplió doce años fue también con ellos para cumplir con este precepto. Al terminar los días de la fiesta, mientras ellos regresaban, el niño Jesús se quedo en Jerusalén sin que sus padres lo notaran. Creyendo que se hallaba en el grupo de los que partían, caminaron todo un día y después se pusieron a buscarlo entre todos sus parientes y conocidos. Pero como no lo hallaron, prosiguiendo su búsqueda, volvieron a Jerusalén.

Después de tres días lo hallaron en el templo, sentado en medio de los maestros de la ley, escuchándolos y haciéndoles preguntas. Todos los que lo oían quedaban asombrados de su inteligencia y de sus respuestas. Al encontrarlo, se emocionaron mucho y su madre le dijo: ¿ porque te has portado así? Tu padre y yo te buscábamos muy preocupados. El les contesto: y por que me buscaban? ¿ no saben que tengo que estar en las cosas de mi padre?

Pero ellos no comprendieron lo que les acababa de decir. Volvió con ellos a Nazaret, donde vivio obedeciéndoles. Su madre guardaba fielmente en su corazón todos estos recuerdos.

Mientras tanto, Jesús crecía y se iba haciendo todo un hombre de bien y de sabiduría tanto para Dios como para los hombres.

4.- REFLEXIÓN
Jesús va creciendo delante de Dios y de los hombres. Va madurando y toma iniciativas propias, no por capricho, sino por fidelidad a la misión que el padre le había confiado.

Obediencia no quiere decir someterse ciegamente a otra voluntad, ni esperar a que nos manden o que nos digan todo lo que tenemos que hacer. Obediencia es ser sensibles a lo que Dios quiere de nosotros , manifestado por medio de los signos de los tiempos, y saber actuar en su momento .

La obediencia no implica, por lo tanto, que halla un camino ya trazado, sino que es una cuestión de iniciativa: obediencia activa al plan de Dios, para construir el Reino.

Conocer nuestra propia misión en esta tarea, va a hacernos madurar a mi y a los demás, como Jesús, nos va hacer adultos en la fe, delante de Dios y de los hombres.

Para ser obedientes de esta manera, es preciso saber a donde vamos, o sea, un conocimiento de nuestra meta ultima, del proyecto global de las comunidades cristianas: El Reino del Padre. Y es ahí a donde dirigiremos todas nuestras acciones y toda nuestra vida.

¿ Por qué la virtud de la obediencia exige responsabilidad y madurez?

¿ Por qué la iniciativa es indispensable en la practica de la obediencia?

¿Cuál es el proyecto global de nuestras comunidades?

5.- ORACIÓN DE LOS FIELES
Con la decisión de ir desarrollando estas virtudes de obediencia e iniciativa, proponiéndonos diferenciar siempre entre la obediencia y el sometimiento cómodo a lo que dicen los demás, presentemos cada uno nuestra oración.

Padre nuestro, Ave María y Gloria….

6.- ORACIÓN FINAL
Se puede hacer la misma oración del primer día, o bien, alguna otra que manifieste nuestra alegría de cristianos y el compromiso de conservar, comunicar y compartir la alegría de la Navidad.

7.- CANTO FINAL

VAMOS, PASTORES, VAMOS

Vamos pastores vamos
Vamos a Belén
A ver en ese niño
La Gloria del Edén
La Gloria del Eden, del Eden

Ese precioso niño
Yo me muero por El
Sus ojitos me encantan
Su boquita también
El padre le acaricia
La madre mira en El
Y los dos extasiados
Contemplan aquel ser

Yo pobre pastorcillo
Al niño le diré
No la buenaventura
Eso no puede ser
Le diré me perdone
Lo mucho que peque
Y en la mansión eterna
Un ladito me dé.

Oración a María
San Bernardo Claraval

Si se levanta la tempestad de las tentaciones, si caes en el escollo de las tristezas, eleva tus ojos a la Estrella del Mar: invoca a María!.
Si te golpean las olas de la soberbia, de la maledicencia, de la envidia, mira a la estrella, invoca a María!
Si la cólera, la avaricia, la sensualidad de tus sentidos quieren hundir la barca de tu espíritu, que tus ojos vayan a esa estrella: invoca a María!
Si ante el recuerdo desconsolador de tus muchos pecados y de la severidad de Dios, te sientes ir hacia el abismo del desaliento o de la desesperación, lánzale una mirada a la estrella, e invoca a la Madre de Dios.
En medio de tus peligros, de tus angustias, de tus dudas, piensa en María, invoca a María!
El pensar en Ella y el invocarla, sean dos cosas que no se parten nunca ni de tu corazón ni de tus labios. Y para estar más seguro de su protección no te olvides de imitar sus ejemplos. Siguiéndola no te pierdes en el camino!
¡Implorándola no te desesperarás! ¡Pensando en Ella no te descarriarás!
Si Ella te tiene de la mano no te puedes hundir. Bajo su manto nada hay que temer.
¡Bajo su guía no habrá cansancio, y con su favor llegarás felizmente al Puerto de la Patria Celestial!
Amén.


YA NACIÓ EL NIÑO

En diciembre Jesús ha de nacer
lo esperamos llenos de alegría
porque un ángel avisó a una mujer,
que es la madre, la Virgen María, aaah.

Recen que Jesús va a venir,
a regalarnos la luz de la luna
en unas pajas el ha de dormir
por ser tan santo que hizo su cuna.

Ya nació el Niño,
ya nacio bien,
vamos toditos hacia Belén.
Ya nació el Niño,
ya nacio bien,
vamos toditos hacia Belén.

Cuando llegue el Niño,
dormido en su nido,
su vestidito soplado
por el viento,
como el Rey del Cielo
que debe ser sufrido,
como Dios humilde
llegará contento.

Que Jesús el único tesoro
que a nuestras almas
viene a iluminar,
no quiere cantos, riquezas
ni oro
sino almas para poder salvar
aaaah…

Ya nació el Niño,
ya nacio bien,
vamos toditos hacia Belén.
Ya nació el Niño,
ya nacio bien,
vamos toditos hacia Belén.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails